Actualidad

El Salvador: expresidente Mauricio Funes se desliga de El Chaparral

El Salvador: expresidente Mauricio Funes se desliga de El Chaparral

El Salvador: expresidente Mauricio Funes se desliga de El Chaparral

El expresidente, Mauricio Funes cuestionó este miércoles una investigación sobre la supuesta malversación de fondos en la construcción de la presa El Chaparral por no incluir a su antecesor, Elías Antonio Saca.

El 4 de enero de 2019, la Fiscalía acusó a Funes por el supuesto manejo irregular de $108.5 millones de la construcción de la represa El Chaparral.

El actual presidente de la república, Nayib Bukele, aseguró el martes que su Gobierno presentó una querella contra Funes y otros acusados.

De acuerdo con Funes, el Ministerio Público y Bukele evitan señalar que durante la administración de Saca se comenzó la obra y que pagó más de $80 millones a la empresa encargada "sin que el avance del proyecto correspondiera a la suma pagada".

Añadió que la Fiscalía, cuando era dirigida por el exfiscal general Douglas Meléndez, dejó por fuera del proceso "las irregularidades detectadas en la compra-venta del terreno donde se comenzó a construir la obra".

Funes señaló que unos expertos de antecesor de Meléndez, Luis Martínez, "habían señalado que el terreno no era el adecuado y que se habían inflado los precios". Además, dijo que si el costo del proyecto El Chaparral se incrementó a más de $700 millones, debe ser el gobierno de Salvador Sánchez Cerén quien rinda cuentas sobre ese monto.

"Si El Chaparral cuesta más de $700 millones esa es responsabilidad de CEL bajo el gobierno de Sánchez Cerén que volvió a licitar el proyecto. A mí que no me metan en ese entuerto que no fuí yo quién negoció con la empresa que tiene parada la obra. Nayib no tiene de qué acusarme". sostuvo el nicaraguense. 

Bukele, quien aseguró en una conferencia de prensa que pretendía "demoler ese monumento a la corrupción", señaló que la represa El Chaparral costará finalmente al Estado más de $759 millones, que se podrán recuperar con su funcionamiento en unos 45 años.

Apuntó que el Banco Centroamericano de Integración Económica (BCIE) financiará la "auditoría forense para determinar específicamente quienes fueron los que robaron ese dinero".

Funes, quien se desligó de la supuesta malversación, añadió no autorizó un pago de $30 millones que la Comisión Ejecutiva Hidroeléctrica del Río Lempa (CEL) realizó para cerrar el contrato con la empresa constructora, dado que "no tenía facultades para hacerlo".

El Gobierno de Funes, de acuerdo con la Fiscalía, pactó con la empresa ASTALDI el pago directo de $108.5 millones, que incluía la cancelación de "la obra ejecutada hasta el momento, más una suma adicional de $45,244,418.00, sin existir base legal ni técnica" para el monto extra.

Por este caso, además de Funes, son procesados la cónyuge del exmandatario, Mitchell Guzmán; el expresidente de CEL, José Leopoldo Samour; y los representantes de ASTALDI, José Enfraín Quinteros y Mario Pieragostini.

"En julio 2012, después de hacer negociaciones de manera unilateral y directa, (los acusados) lograron anular el contrato y desviar entre ellos un monto de $108.5 millones", sostuvo la Fiscalía el pasado 4 de enero.

La acusación de la Fiscalía señala que Funes recibió $3.5 millones en "dádivas" de la referida empresa que supuestamente fueron movidos mediante empresas "fachadas" en El Salvador, Panamá, Suiza, Islas Marshall y Curazao.

Funes, quien gobernó bajo la bandera del "cambio" del Frente Farabundo Martí para la Liberación Nacional (FMLN) ante la corrupción de administraciones anteriores, es el tercer presidente de la democracia salvadoreña en ser acusado de apoderarse de dinero público. 

Lee también

Comentarios

X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines