Actualidad

El Salvador: la Corte Suprema aprueba la reelección presidencial y le abre las puertas a Bukele a un segundo mandato

La decisión de la Sala de lo Constitucional revierte un fallo de 2014 que prohibía la reelección presidencial en los diez años posteriores a dejar el puesto.

Bukele
Getty Images
La forma de gobierno de Bukele ha generado críticas.

La Sala de lo Constitucional de la Corte Suprema de El Salvador emitió un fallo en el que habilita que los presidentes del país puedan optar a la reelección inmediata, dando luz verde al actual presidente del país Nayib Bukele a un posible segundo mandato.

En el fallo, los magistrados ordenan al Tribunal Supremo Electoral permitir "que una persona que ejerza la Presidencia de El Salvador y no haya sido presidente en el período inmediato anterior participe en la contienda electoral por una segunda ocasión".

De esta forma, Bukele buscaría la reelección presidencial una vez terminado su actual mandato en 2024.

Con el aval del Supremo a la reelección presidencial inmediata se revierte un fallo de 2014 que prohibía la reelección presidencial en los diez años posteriores a dejar el puesto.

La Constitución del país centroamericano prohíbe que "una persona que haya ocupado el cargo por más de seis meses en el mandato anterior o en los últimos seis meses anteriores al inicio del período presidencial" pueda ser aspirante a la presidencia, tal como informa Europa Press.

Sin embargo, los magistrados sostienen que el fallo emitido no implica de facto que el candidato llegue a ser electo, sino que "el pueblo tendrá entre su gama de opciones a la persona que en ese momento ejerza la Presidencia".

La Sala de lo Constitucional está compuesta por perfiles afines al presidente después de la destitución de todos los jueces en mayo por parte de la Asamblea Legislativa, aliada de Bukele.

El Salvador
Getty Images
La nueva Asamblea Legislativa, electa en marzo, es afin al Presidente.

Jueces destituidos

El pasado 1 de mayo, la Asamblea Legislativa destituyó a cinco magistrados de la Sala de lo Constitucional, una acción que generó un torrente de condenas nacionales e internacionales.

La polémica votación del Congreso vino después de que el partido de Bukele, Nuevas Ideas, arrasase en las elecciones legislativas el pasado marzo.

Bukele no tenía representación en este organismo y, en cierta medida, eso suponía un contrapeso a su poder.

Ese triunfo fue visto por muchos como la oportunidad para que el presidente pudiera poner en práctica su agenda de su gobierno y fomentar medidas sin los lastres y enfrentamientos que protagonizaba contra el Legislativo.

Sin embargo, los más críticos con el gobierno ya temían que un "poder absoluto" pudiera ser el "fin de la institucionalidad" en el país latinoamericano.

Bukele
AFP
El estilo propio y mediático del Bukele lo ha diferenciado de otros políticos.

"Declárese que la decisión de la Asamblea Legislativa (…) es inconstitucional, en tanto que viola la forma de gobierno republicana, democrática y representativa", fue la respuesta de los jueces una vez que fueron destituidos.

Bukele, quien se presentó como el candidato del cambio, ganó las elecciones presidenciales de El Salvador para el período 2019-2024 con un estilo propio y mediático.

Sus enfrentamientos públicos con el Congreso y la Corte Suprema y sus drásticas medidas frente a la pandemia de coronavirus llevaron a que algunos le acusaran de autoritarismo y de querer acumular demasiado poder hasta el punto de poner en peligro la joven y frágil democracia del país.

Bukele, de 39 años, siempre ha negado cualquier acusación de autoritarismo y afirma que sus adversarios se oponen a sus políticas porque con el ascenso de su proyecto ven amenazados "sus privilegios".

"No solo teníamos el poder de hacerlo, sino que el pueblo nos lo pidió", afirmó Bukele en una intervención ante las delegaciones de casi todos los países para justificar la destitución de los magistrados.

EE.UU. condena el fallo

La encargada de negocios de EE.UU. en El Salvador, Jean Manes, dijo este sábado que el su país condena la decisión de la Sala de lo Constitucional del Supremo de El Salvador que habilita la reelección presidencial, según informó la agencia de noticias EFE.

La funcionaria estadounidense calificó la decisión como "claramente contraria a la Constitución salvadoreña" y afirmó que es un "declive" de la democracia que daña la relación entre ambas naciones.

Dijo que el fallo es un resultado directo de la destitución de los magistrados en mayo para luego "reinstalar reemplazos leales al Ejecutivo".

"Esto demuestra una estrategia clara para socavar la independencia judicial y eliminar un contrapeso crítico en el poder ejecutivo", agregó Manes.

Por su parte, José Miguel Vivanco, director para las Américas de la organización para los derechos humanos Human Rights Watch (HRW) expresó su preocupación a través de una serie de tuits y manifestó que "la democracia en El Salvador está al borde del abismo".


Ahora puedes recibir notificaciones de BBC News Mundo. Descarga la nueva versión de nuestra app y actívalas para no perderte nuestro mejor contenido.

Lee también

Comentarios

X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines