Actualidad

El ciberataque al Gobierno alemán afectó a más países, según medios

El ciberataque al Gobierno alemán afectó a más países, según medios

El ciberataque al Gobierno alemán afectó a más países, según medios

El ciberataque a la red del Gobierno alemán formó parte de una acción de espionaje internacional que afectó a países de Sudamérica, la región báltica, Escandinavia y la antigua URSS, según informaciones del diario "Süddeutsche Zeitung" y las cadenas públicas regionales germanas NDR y WDR. Estos medios sólo citan uno de los países afectados, además de Alemania: Ucrania. La Fiscalía federal alemana ha abierto una investigación preliminar, todavía no formal, por presunto espionaje extranjero, mientras se suceden las filtraciones que apuntan a "hackers" rusos como autores de la agresión. Según el "Süddeutsche Zeitung", en Alemania fueron infectados diecisiete ordenadores y los piratas informáticos consiguieron copiar diversa documentación, alguna de ella relativa a Rusia. Uno de los ordenadores pertenecía a un miembro del Ministerio de Defensa que en el momento del ataque trabajaba en el de Asuntos Exteriores y se considera que el primero de los departamentos no resultó afectado. La primera pista de que la red gubernamental alemana podía estar siendo objetivo de una agresión llegó desde un servicio de inteligencia extranjero a mediados de diciembre, aunque se sospecha que el ataque con troyanos pudo comenzar a finales de 2016. Los troyanos permanecieron aparentemente inactivos hasta enero de este año y a mediados de febrero el Gobierno alemán desarrolló las medidas necesarias para aislar el ataque, observar su avance -para intentar desentrañar el origen y los objetivos del agresor- y pararlo. De acuerdo con fuentes de la investigación citadas por el "Süddeutsche Zeitung" y otros medios, tras el ataque está un grupo "Turla", también conocido como "Snake", hackers que suelen actuar por encargo del Gobierno ruso. En rueda de prensa, el portavoz del Ministerio de Interior, Johannes Dimroth, evitó hoy situar a Rusia o a otro país tras el ciberataque a la red informática gubernamental, con el argumento de que la investigación ha sido clasificada como secreta. Según ha explicado el Gobierno, el ataque estaba siendo controlado y vigilado cuando salió a la luz el pasado miércoles por una filtración periodística y entonces se tomaron las medidas necesarias para evitar que provocara un "peligro grave". Dimroth, quien admitió que no se puede garantizar "cien por cien" que el ataque haya acabado, señaló que se ha abierto una investigación interna para analizar el origen de la filtración a la prensa y estudiar si procede presentar una demanda.

Lee también

Comentarios