Actualidad

Excarcelan a principales líderes opositores en Nicaragua

Excarcelan a principales líderes opositores en Nicaragua

Excarcelan a principales líderes opositores en Nicaragua

Los principales líderes campesinos y estudiantiles de las protestas de 2018 contra el gobierno de Nicaragua así como destacados periodistas fueron excarcelados el martes.

El gobierno informó en un comunicado que la medida afectó a 56 personas a quienes el Comité Internacional de la Cruz Roja (CICR) entregó en sus respectivos domicilios.

El abogado defensor de parte de ellos, Julio Montenegro, dijo a The Associated Press que los dirigentes sociales habían salido de prisión y que el equipo de defensa trabaja en un proceso de verificación “para que no se nos quede nadie en la cárcel”.

En redes sociales circularon videos que mostraron en libertad y celebrando a los líderes campesinos Medardo Mairena y Pedro Mena, la líder de los comerciantes Irlanda Jerez, el dirigente estudiantil Edwin Carcache y los informadores Miguel Mora y Lucía Pineda Ubau, del canal de televisión 100% Noticias, ocupado y clausurado por el gobierno el 21 de diciembre cuando ambos fueron arrestados.

Vecinos y amigos se congregaron para recibirlos con banderas de Nicaragua, globos blancos y azules y vivas. Algunos dieron las gracias a los trabajadores del CICR por su trabajo en la liberación de los dirigentes más emblemáticos de las protestas contra el gobierno del presidente Daniel Ortega iniciadas en abril de 2018.

El CICR confirmó en un mensaje a AP que ésta fue la primera vez que el Comité participó activamente en la excarcelación y traslado de los opositores ya que el resto de las liberaciones se hizo de forma unilateral por parte de las autoridades.

El gobierno ha ido excarcelando a opositores de manera paulatina desde febrero cuando el gobierno de Daniel Ortega y la oposición volvieron a la mesa de diálogo. Las conversaciones, sin embargo, quedaron truncadas por lo que la opositora Alianza Cívica consideró incumplimientos del gobierno. Una de las condiciones para desbloquearlas era la liberación de todos los considerados presos políticos.

Después de la liberación de este martes, la Alianza estimó que todavía quedan alrededor de 80 detenidos por participar en las protestas.

El abogado Montenegro dijo que la salida de los presos tomó por sorpresa a su defensa pues no hubo aviso oficial y exigió al gobierno la anulación inmediata de todos los juicios “porque ninguno de los presos políticos es culpable de ningún delito”.

Indicó que la excarcelación se hizo de madrugada y sin avisar “para impedir la presencia de medios de comunicación y evitar así la algarabía de la gente, que de todas maneras se enteró por las redes sociales”.

Ángel Rocha, un estudiante que fue a recibir a Carcache, aseguró que el líder estudiantil “está con mucha fortaleza, salió bien positivo, va a seguir en la lucha y no va a descansar hasta ver la dictadura fuera”.

Pero la situación no parece fácil. Jerez denunció que hombres armados asaltaron su vivienda y golpearon a su esposo, Daniel Esquivel, minutos después de efectuarse su excarcelación. Jerez no pudo confirmar quiénes eran los atacantes.

Por su parte, la periodista Pineda Ubau dijo que viajará a Costa Rica, donde reside toda su familia, porque desea “dar gracias al gobierno, al pueblo de Costa Rica y a los colegas exiliados por la solidaridad”.

Tanto Luis Almagro, el secretario general de la Organización de Estados Americanos, como la Comisión Interamericana de Derechos Humanos (CIDH) celebraron las excarcelaciones.

“La Comisión reconoce un avance concreto por parte del Estado en el restablecimiento de derechos y garantías en el país”, escribió la CIDH en su cuenta oficial de Twitter.

“Cumplir íntegramente lo acordado y avanzar en temas pendientes es imprescindible para los nicaragüenses”, dijo Almagro por la misma vía.

Las excarcelaciones tienen lugar días después de que el Congreso unicameral aprobara una ley de amnistía para beneficiar a quienes cometieron “delitos políticos y delitos comunes conexos a éstos” cuando estalló una rebelión social contra Ortega protagonizada en su mayoría por jóvenes estudiantes.

El gobierno aseguró que la amnistía busca “abonar a la reconciliación de la sociedad” pero la oposición denunció que la ley dará “protección e impunidad” a miles de policías y paramilitares involucrados en las acciones represivas que dejaron al menos 325 civiles muertos y más de 2.000 heridos.

Lee también

Comentarios

X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines