Actualidad

Jimmy Morales le dice a EUA que ninguna ayuda puede ser "condicionada"

Jimmy Morales le dice a EUA que ninguna ayuda puede ser

Jimmy Morales le dice a EUA que ninguna ayuda puede ser "condicionada"

El presidente de Guatemala, Jimmy Morales, aseguró hoy que ninguna ayuda puede ser "condicionada", ante el anuncio de Estados Unidos de finalizar su cooperación si permiten el paso de la caravana hondureña de migrantes, que está formada por al menos 3.000 personas según la ONU.

"Ninguna ayuda puede ser condicionada ni ninguna ayuda puede ser exigida", aseguró el mandatario guatemalteco a los medios de comunicación después de que el presidente de Estados Unidos, Donald Trump, publicara el martes en sus redes sociales esa amenaza.

Trump publicó el martes en su cuenta de Twitter que había informado a "Honduras, Guatemala y El Salvador que si permiten que sus ciudadanos, u otros, viajen a través de sus fronteras y lleguen a los Estados Unidos, con la intención de ingresar a nuestro país de manera ilegal, todos los pagos (en cooperación) que se les hagan" serían suspendidos.

El mandatario guatemalteco, durante una visita a las casas para los afectados por la erupción del volcán de Fuego del pasado 3 de junio, reconoció que este tema está "preocupando a todos" pero insistió en no condicionar la ayuda.

"No aceptamos condiciones, no ponemos condiciones", afirmó.

Lo que sí acepta Guatemala, explicó, es la responsabilidad como país, y es por ello que aseguró que desde el Estado se hará todo lo posible, tal y como lo indica la ley, para proteger "a la personas y a la familia" con la "cooperación" de todos los países.

En este sentido, contó, el vicepresidente estadounidense, Mike Pence, lo llamó hasta dos veces el martes para hablar de "las condiciones en las que nosotros podíamos apoyar el tema migratorio", y la "orden de prioridad" por ambas vías fue que "la vida de las personas hondureñas debe ser protegida, fundamentalmente de los más vulnerables".

Además, hablaron de que todo se pueda hacer dentro de los marcos legales nacionales e internacionales para evitar "que se den las migraciones que ponen en riesgo a las personas y a los países".

Unas 3.000 personas, según la ONU, conforman esta caravana de migrantes hondureños que salió el sábado de San Pedro Sula con el objetivo de huir de la violencia y la pobreza, y que este miércoles sigue su camino por el departamento guatemalteco de Zacapa.

Lee también

Comentarios