Actualidad

Presidente de Costa Rica lamenta violencia en universidad e insiste en diálogo ante huelga

Presidente de Costa Rica lamenta violencia en universidad e insiste en diálogo ante huelga

Presidente de Costa Rica lamenta violencia en universidad e insiste en diálogo ante huelga

El presidente de Costa Rica, Carlos Alvarado, lamentó hoy los hechos violentos entre policías y estudiantes ocurridos el miércoles en la sede de la Universidad de Costa Rica, e insistió en la necesidad de dialogar ante la huelga sindical que suma cuatro días en rechazo a una reforma fiscal.

"Lamento profundamente los hechos graves ocurridos el día de ayer y en ese ámbito la determinación que hemos tomado es establecer un grupo mixto para determinar todos los alcances de la circunstancia que conllevó a este acontecimiento", declaró Alvarado en una conferencia de prensa.

El mandatario brindó estas declaraciones después de una reunión de cuatro horas con los rectores de las cinco universidades públicas del país, representantes estudiantiles y siete ministros, entre ellos el de Seguridad, Michael Soto, y el de Educación, Edgar Mora.

Además, cientos de estudiantes se manifestaron este jueves frente a la Casa Presidencial para exigir respeto a la autonomía universitaria.

Los hechos ocurrieron la noche del miércoles cuando policías de la Fuerza Pública ingresaron al campus de la Universidad de Costa Rica (UCR) en San José para detener estudiantes que habían bloqueado una calle y que luego corrieron a refugiarse en la universidad, en el contexto de huelga que vive el país.

Los policías detuvieron a cuatro estudiantes y golpearon a uno más, según las organizaciones estudiantiles.

El presidente Alvarado reconoció "la importancia que tiene para el país la autonomía universitaria", y agradeció a los rectores y representantes estudiantiles por la disposición al diálogo.

Las partes acordaron conformar una comisión mixta que investigue los hechos.

El rector de la UCR, Henning Jensen, dijo en la conferencia de prensa que "se tocó una de las fibras más sensibles de la institucionalidad costarricense, cual es la autonomía universitaria que se encuentra consagrada en la Constitución Política".

Jensen destacó que el "valiosísimo espacio de diálogo" que abrieron las universidades con el Gobierno que "muestra la capacidad que tiene la sociedad costarricense para resolver democráticamente asuntos de suma importancia para la convivencia colectiva".

Acerca de la huelga sindical que este jueves cumple su cuarto día, el presidente Alvarado reiteró que está dispuesto al diálogo con la condición de que los gremios depongan el movimiento.

"En el Gobierno hay una profunda vocación de dialogo. Así lo requiere Costa Rica. Hago un llamado a la paz social, al diálogo y a la manifestación pacífica, al intercambio sano de puntos de vista que nos lleve e tomar determinaciones para que podamos avanzar", manifestó.

Los grupos sindicales en huelga rechazan la reforma tributaria, ya que consideran que afectará en mayor medida a las clases medias y bajas, y particularmente a los trabajadores estatales, debido a que contiene reducciones en pluses salariales.

La reforma llamada Ley de Fortalecimiento de las Finanzas Públicas, tiene como principal iniciativa la conversión del impuesto de ventas del 13 por ciento a un impuesto de valor agregado (IVA), con la misma tasa, pero que aumentará la cantidad de productos y servicios por gravar.

Según el Gobierno, el 60 por ciento del dinero que se recaudará con la reforma recaerá en el 10 por ciento de la población con mayores ingresos.

El proyecto también incluye la renta global y modificaciones al impuesto sobre la renta y la renta de capital, así como iniciativas para contener gastos. 

Lee también

Comentarios