Actualidad

Siete presidentes latinoamericanos exigen un acceso equitativo a las vacunas

El pronunciamiento recuerda que la desigualdad en el acceso a productos y tecnologías sanitarias "no es un fenómeno nuevo", por lo que es necesario "aprender de las lecciones que dejó el VIH en la década de los 90".

Foto: archivo

Los mandatarios de México, Costa Rica, Ecuador, Jamaica, Bolivia, Argentina y Uruguay emitieron este lunes una carta en la que reiteran a la comunidad internacional el pedido de una distribución equitativa de las vacunas contra el covid-19, pues consideran que es la única opción de superar la pandemia.

"El acceso universal oportuno y equitativo a las vacunas es la única opción sostenible para acabar con la crisis sanitaria, es de interés común y un imperativo ético, sanitario y económico", indica la misiva.

El presidente de Costa Rica, Carlos Alvarado, publicó el documento en sus redes sociales y dijo que es un pronunciamiento conjunto con sus colegas de Argentina, Alberto Fernández; de México, Andrés Manuel López Obrador; de Bolivia, Luis Arce; de Ecuador, Guillermo Lasso; de Uruguay, Luis Lacalle Pou, y el primer ministro de Jamaica, Andrew Holness.

"Notamos con grave preocupación que, de los 1.300 millones de dosis de las vacunas contra la covid-19 que han sido administradas globalmente, más de la mitad fueron utilizadas en 5 países que concentran el 50 % del PIB global; inclusos algunos países han administrado más dosis que el conjunto de frica y América del Sur. En total, los países de renta baja han recibido solo un 0,3 % de las dosis mundiales", señala el pronunciamiento.

En el texto, los jefes de Estado hacen un "vehemente llamado a aquellos países que cuentan con exceso de dosis que ya han vacunado a su población de riesgo, a poner en marcha medidas para que estos excedentes sean distribuidos equitativamente y de manera inmediata".

Presidente de Costa Rica, Carlos Alvarado; su homólogo argentino, Alberto Fernández,
y el mandatario mexicano, Manuel López Obrador. | Foto: archivo/ EFE

El pronunciamiento recuerda que la desigualdad en el acceso a productos y tecnologías sanitarias "no es un fenómeno nuevo", por lo que es necesario "aprender de las lecciones que dejó el VIH en la década de los 90".

Los gobernantes latinoamericanos y caribeños enfatizaron en la necesidad de "superar los retos que generan las negociaciones bilaterales, la falta de poder de negociación unificado frente a los procesos de adquisición, las restricciones a las exportaciones y los derechos de propiedad intelectual que limitan de manera crítica la llegada de las vacunas a todos los países".

El documento destaca que para acabar con la pandemia es urgente compartir las vacunas, aumentar el financiamiento para las dosis futuras, e incrementar la capacidad de producción y distribución.

 Los mandatarios lamentaron que el mecanismo Covax, impulsado por la Organización Mundial de la Salud para la distribución de vacunas, "solo ha obtenido un tercio de la suma necesaria para lograr dar la cobertura acordada" y que "sigue pendiente la tarea de aumentar la capacidad de fabricación en todas las regiones del mundo, incluida América Latina y el Caribe".

"La historia reivindicará a quienes dieron un paso al frente y apoyaron a toda la humanidad en esta grave coyuntura", concluye el texto.

Las cifras de la OMS indican que la región del mundo más afectada por la pandemia es América, con 66,1 millones de casos y 1,6 millones de muertos, seguida por Europa, con 54,1 millones de contagios y 1,1 millones de decesos. 

Lee también

Comentarios

X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines