Economía

BITSO es una de las proveedoras de Chivo, según Bloomberg

La empresa estadounidense es la que otorga servicio de custodia a la billetera estatal.

Día 1. El país ha adquirido  550 tokens para dar bono a los usuarios de la Chivo Wallet.

Día 1. El país ha adquirido 550 tokens para dar bono a los usuarios de la Chivo Wallet.

La compañía estadounidense Bitso es una de las proveedoras para la billetera estatal Chivo, según una nota publicada por el medio financiero Bloomberg.

Bitso detalla que otorga al Gobierno servicios de custodia e intercambio a Chivo, además de proporcionará tecnología de "back-end" (el código que hace que funcione la billetera en los servidores).

Bitso detalla en su página web que nacieron hace 7 años y cuentan con más de 2 millones de clientes en América Latina. Asimismo, que poseen "la licencia de la Comisión de Servicios Financieros de Gibraltar (GFSC), lo que otorga transparencia y seguridad a todas las operaciones que se llevan a cabo en nuestra plataforma".

Santiago Alvarado, vicepresidente de Bitso for Business, en comentarios enviados por correo electrónico a Bloomberg, señaló que están "comprometidos a hacer que las criptomonedas sean útiles para los ciudadanos del país... y agregó que quiere ayudar a "transformar las estructuras de pago que pueden aumentar la inclusión financiera" en El Salvador, según publicó el medio internacional.

A la fecha, el gobierno de El Salvador no ha informado a la población quién o qué empresa está detrás de cada uno de los pasos para la bitcoinización. Asimismo, tampoco se ha informado si se ha llevado a cabo alguna licitación para escoger a las empresas proveedoras de servicios, así como aquellas proveedoras de los 200 cajeros y tampoco cómo han hecho para contratar (y bajo qué tipo de acuerdo y costos) a las personas que están brindando información sobre la Chivo Wallet en los 51 puntos habilitados en el país.

Según el dictamen 79 aprobado por la Asamblea Legislativa el costo de esta medida implica para el país $203.3 millones, de estos $150 millones son para el fideicomiso de convertibilidad; $23.3 millones para el proyecto criptofriendly y otros $30 millones para el bono de la billetera que según los expertos podría implicar más gastos.

Hasta el cierre de esta nota, y según lo que ha publicado el presidente Nayib Bukele en Twitter, el gobierno ha comprado con fondos públicos 550 tokens, esto implicaría un costo de unos $27.2 millones, remitiendo los datos del mercado.

Lee también

Comentarios

X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines