Economía

Banco Mundial proyecta que El Salvador crezca un 4 % este año

La durabilidad de la recuperación económica, tanto en el país como en el resto de Latinoamérica, dependerá de que se controle la pandemia, advierte el organismo en su informe sobre las perspectivas económicas globales, el cual fue publicado ayer.

Comportamiento. La economía local sufrió una fuerte contracción debido a la pandemia.

El Banco Mundial (BM) pronostica que la economía salvadoreña crecerá 4 % este año. De esta manera, la previsión del organismo se mantiene invariable con respecto a la que presentó en octubre anterior y también coincide con la cifra que espera el Banco Central de Reserva (BCR) para el cierre de 2022.

En general, el multilateral prevé que los países centroamericanos crezcan entre 3 % y 4.4 % este año; excepto Panamá que lograría 7.8 %, despuntando en la región, y una cifra que será impulsada por la inversión pública a medida que el Gobierno construya infraestructura relacionada con el transporte.

En el caso de El Salvador, en 2023 se retornaría a los niveles habituales de los últimos años con un crecimiento proyectado de 2.5 %, de acuerdo con el informe Perspectivas Económicas Mundiales.

"Yo creo que esas previsiones entre 3 y 4 % están bien, están dentro de un rango razonable, ahora lo que se debe ver son los factores para que se consolide. El rebote ya se empezó a desacelerar, la preocupación es que no lo vaya a hacer tanto para que no alcancemos la meta y eso va a depender de cómo siga la dinámica de remesas, de exportaciones y cómo se comportan las inversiones en el 2022, más los factores que están jugando un poco en contra como el covid, además de la deuda que puede complicar el panorama", dijo el economista Rafael Lemus, sobre la proyección del organismo para 2022 en el caso salvadoreño.

En Centroamérica, el BM espera que el crecimiento se mantenga "sólido" en este año con un 4.7 %, debido a la mejora en las perspectivas respecto de la vacunación contra el covid 19 y la entrada firme y continua de remesas.

Para el año pasado, el organismo preveía que la región crecería un 5.6 %. El informe advierte que el proceso para la recuperación hacia los niveles del Producto Interno Bruto (PIB) anteriores a la pandemia será "desigual en la región y prolongado en algunos países".

Latinoamérica

Respecto a Latinoamérica, el BM reporta que al cierre de 2021 esta región creció un estimado del 6.7 %, impulsada por condiciones externas favorables y diversos acontecimientos relacionados con la pandemia.

"La cantidad de nuevos casos de covid-19 disminuyó drásticamente en toda la región durante la segunda mitad del año; sin embargo, volvieron a aumentar a fines de diciembre, a pesar del avance en el proceso de vacunación", inca el informe.

Otros factores que contribuyeron a la recuperación fueron la fuerte demanda de las exportaciones en destinos clave como Estados Unidos, los precios altos de los productos básicos y el volumen elevado y constante de las remesas enviadas a los países de Centroamérica y el Caribe.

Amenazas

El organismo multilateral advirtió que estas perspectivas "están expuestas a diversos riesgos de deterioro, entre los que se incluyen un aumento abrupto en la cantidad de casos de covid-19, tensiones en el financiamiento y estrés relacionado con la deuda, y disrupciones provocadas por acontecimientos meteorológicos extremos y desastres naturales".

"La durabilidad de la recuperación económica en América Latina y el Caribe, como en otros lugares, depende de que se controle la pandemia", señaló el BM. "Los brotes de covid-19, incluidos los ocasionados por nuevas variantes del virus, siguen constituyendo un riesgo a la baja incluso en países con altas tasas de vacunación. Un deterioro repentino de la actitud de los inversores, especialmente en un entorno de alta inflación y cuantiosa deuda pública, podría generar dificultades para afrontar el servicio de la deuda y episodios de salidas de capitales", agrega.

Los eventos meteorológicos extremos relacionados con el cambio climático constituyen otro riesgo. El organismo llamó a "ayudar a los estudiantes de primaria y secundaria a recuperar las pérdidas educativas, en particular los de hogares vulnerables".

En cuanto a la economía mundial, la institución pronosticó que el crecimiento registrará una "ralentización pronunciada" en 2022 y 2023 y pasará del 5.5 % de 2021 al 4.1 % este año y al 3.2 % para el siguiente.

La entidad consideró que la demanda de los consumidores acumulada durante la pandemia "se disipará" en paralelo a los apoyos fiscales y monetarios a los que varias economías recurrieron en 2020 y 2021, lo que contribuirá a la reducción en el ritmo de crecimiento. Además, dijo que la desaceleración "notable" en grandes economías como Estados Unidos y China tendrá un impacto sustancial en la demanda de bienes y servicios.

Lee también

Comentarios

X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines