Economía

Bolsa panameña con crecimiento robusto

A agosto de 2019, las negociaciones reflejaron un crecimiento superior al año pasado. El mercado primario es el que está apalancando, mientras el secundario muestra una caída.

 
El Economista/Cortesía

Robusto es el adjetivo que mejor describe el crecimiento que, entre enero y agosto de este año, registró la Bolsa de Valores de Panamá (BVP). De acuerdo con sus datos internos, el volumen total negociado en dicho período ascendió a $5,106 millones, lo que equivalió a $1,459 millones más que lo alcanzado en 2018. Este crecimiento representó un alza de un 40 % que estuvo impulsada principalmente por el mercado primario.

En dicho mercado, la BVP vio un crecimiento del 96 %, lo que en volumen negociado ascendió a un total de $4,106 millones, es decir, $2,015 millones más que lo registrado un año antes. El mercado secundario, por su parte, reportó una merma, ya que lo negociado ascendió a $953.34 millones, es decir $217 millones menos, equivalente a una caída del 19 %.

La BVP también contabiliza las recompras no incluidas en el total del volumen negociado. Estas alcanzaron los $135 millones a agosto.

Si de número de transacciones se habla, también hay un incremento. Según el registro en la web, este año la bolsa reporta ya 6,174 transacciones, mientras que en 2018 se acumulaban 5,028.

Si se observa la tendencia de lo transado cinco años atrás, este es el mayor crecimiento después de 2016, cuando al comparar de punto a punto se habían negociado $5,683 millones.

Un peso pesado en la economía

El volumen transado en bolsa tiene una relevancia y peso si se compara con el Producto Interno Bruto (PIB).

Dado que el indicador se establece con año cerrado, el último dato disponible es el de 2018, cuando el volumen alcanzó una proporción del 9 % en el PIB. Ese año la bolsa negoció en total $6,100 millones. Ese, sin embargo, no ha sido el puntaje más alto en el último quinquenio. Para el caso, en 2016 representó un 13 %.

Con todo, el ratio volumen negociado con respecto al PIB, el año pasado, continúa demostrando el potencial del mercado de valores panameño.

Pionera en bonos verdes

En mayo de este año, la BVP se convirtió en la primera bolsa de Latinoamérica en unirse al Programa de Socios de Climate Bonds, que impulsa los bonos verdes a nivel global.

Dicho programa aglutina a miembros del sector financiero global, entre ellos inversionistas, bancos, emisores, proveedores de servicios, así como gobiernos e instituciones relacionadas , para promover el desarrollo de estándares de bonos verdes y movilizar el mercado de bonos para soluciones de cambio climático, valorado en $100 trillones. Con esta iniciativa la meta es lograr la transición a una economía baja en emisiones de carbono, destacó en su momento la bolsa.

Otras bolsas que también pertenecen al programa de socios son Borsa Italiana, Deutsche Börse, Luxemburg Green Exchange, Nasdaq Norway, Swiss Six Exchange y Taipei Exchange.

La vicepresidenta ejecutiva y gerente general de la BVP, Olga Cantillo, señaló en su momento: “es de vital importancia para nuestro compromiso con el mercado de capitales desarrollar un mercado de valores con los mejores principios ambientales, sociales y de gobernanza para ofrecer a los inversionistas, alternativas de inversiones de impacto basados en los objetivos de desarrollo sostenible”.

Y agregó: “esta asociación nos aportará en el desarrollo de iniciativas que nos permitan lograr nuestro compromiso, contribuir a nuestra sociedad, y en educar y promover estos principios a nuestros stakeholders (partes interesadas”.

Por su lado, el director general adjunto de Climate Bonds Initiative (CBI), Justine Leigh-Bell, citado en un informe de la BVP sobre el anuncio de incorporación, indicó que la bolsa panameña “ha sido un actor importante en inversiones sostenibles y responsables en América Latina y les damos la bienvenida a nuestra red de Socios”.

El interés de Leigh-Bell es trabajar con la BVP para “desarrollar mercados de inversión sostenibles en la región, aumentar los recursos financieros dirigidos al clima y a los Objetivos de Desarrollo Sostenible, y apoyar a las partes interesadas que buscan desarrollar oportunidades de financiamiento verde”.

El CBI es una organización internacional sin fines de lucro que lleva a cabo análisis de mercado, investigación de políticas y desarrollo de mercado; asesora a gobiernos y reguladores; y administra un esquema global de certificación de bonos verdes. La BVP también es parte de la Iniciativa de Bolsas de Valores Sostenibles (SSE, por sus siglas en inglés), y su plan estratégico incluye la promoción de finanzas sostenibles entre los actores del mercado local y regional.

Lee también

Comentarios

X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines