Economía

EUA y El Salvador no están listos para deportaciones masivas, dice activista

EUA y El Salvador no están listos para deportaciones masivas, dice activista

EUA y El Salvador no están listos para deportaciones masivas, dice activista

El Gobierno de EE.UU. no tiene instalada la capacidad para deportar masivamente a los salvadoreños amparados al Estatus de Protección Temporal (TPS), que concluirá en 2019, ni El Salvador está preparado para recibir a esta población, dijo hoy a Acan-Efe un activista del país centroamericano. De acuerdo con César Ríos, director ejecutivo del Instituto Salvadoreño del Migrante (INSAMI), "Estados Unidos, en estos momentos, no está preparado para una deportación masiva" porque "un deportado cuesta mucho". Añadió que tampoco El Salvador tiene la capacidad económica y social para recibir a estos más de 190.000 salvadoreños que quedarán a partir de septiembre de 2019 sin un amparo legal para permanecer en el país norteamericano. Sostuvo que para el mercado laboral del país centroamericano "se vuelve difícil" insertar a estas personas, "por muy expertas que sean", y que para los retornados que tengan intenciones de iniciar un nueva empresa implicaría "volver a conocer el mercado, las condiciones y los hábitos". No obstante, el activista cree que El Salvador "no va a ser impactado por una deportación masiva de beneficiarios del TPS" porque el presidente, Donald Trump está enfocado en "expulsar" los pandilleros centroamericanos. En octubre pasado, el fiscal general, Jeff Sessions, anunció que las autoridades emplearán cualquier ley existente para sacar a la pandilla Mara Salvatrucha (MS13) de las calles, unas de las organizaciones criminales asedian a El Salvador y a las que las autoridades atribuyen la mayoría de los asesinatos. En noviembre pasado las autoridades estadounidenses informaron de la detención de 267 pandilleros de la Mara Salvatrucha (MS-13), 53 en El Salvador y 214 en Estados Unidos, en el marco de la operación "Toro Rabioso". El director del INSAMI señaló que las personas que corren mayor riesgo de ser retornadas a El Salvador son las que "no continuaron en el proceso" de inscripción para el TPS en prorrogas anteriores y que "se quedaron ocultos en la ilegalidad". El canciller de El Salvador, Hugo Martínez, pidió este miércoles a los miles de los connacionales que estén atentos al aviso de "reinscripción" de ese programa y advirtió que "si no se reinscriben y se aprueba una ley en el Congreso estadounidense, no van a ser elegidos para obtener una residencia permanente en ese país". Este miércoles el congresista republicano Mike Coffman presentó una iniciativa legal que pondría fin al programa de Estatus de Protección Temporal (TPS, en inglés), pero otorgaría residencia legal permanente a aquellos que hubieran disfrutado del mismo. El Gobierno de EE.UU. decidió el lunes cancelar el TPS a miles de salvadoreños, pero les dará un periodo de 18 meses a partir de la fecha de su vencimiento, el próximo 8 de marzo, para que abandonen el país o busquen una vía alternativa de regularización. El TPS para salvadoreños fue autorizado en 2001 por el presidente George W. Bush después que dos terremotos sacudieron ese año a El Salvador. El Departamento de Seguridad Nacional (DHS) de EE.UU. justificó la decisión de cancelar el TPS en que "ya no existen las condiciones originales causadas" por los devastadores terremotos de 2001 en El Salvador. Según el Gobierno salvadoreño el TPS beneficia a más de 190.000 salvadoreños, sin embargo, el DHS señala que este programa ampara a más 250.000 compatriotas.

Lee también

Comentarios