Economía

El Salvador: Lafarge Holcim anuncia inversión de $20 millones

Tras la millonaria inversión producirá anualmente 1.9 millones de toneladas de cemento debido a la reactivación de la Planta Maya en Metapán que aumentará la capacidad de clinker en 450 mil toneladas al año, es decir 700 mil toneladas más de cemento.

liderazgo.  Con las plantas Maya y El Roco en Metapán, HOLCIM El Salvador se convierte en la única cementera  integrada del país.

liderazgo. Con las plantas Maya y El Roco en Metapán, HOLCIM El Salvador se convierte en la única cementera integrada del país.

Esta inversión obedece a las proyecciones del mercado salvadoreño que se muestran positivas y a la capacidad de producción actual que está al límite. "Hoy en día tenemos una capacidad instalada de 1.2 millones de toneladas de cemento y con esta Planta ampliaremos nuestra capacidad de clinker en 450 mil toneladas al año, que se traduce en 700 mil toneladas de cemento más", expresó Rodrigo Gallardo, CEO de Holcim El Salvador.

Explica que con este aumento cubrirá la demanda de cemento proyectada para El Salvador que es de 1.3 millones de toneladas y tendrán capacidad para abastecer nuevas necesidades y mercados de la región centroamericana.

Gallardo explica que en este primer cuarto del año han visto un crecimiento en ventas sustancial de por lo menos 10 % comparado con el año pasado; que el sector de la autoconstrucción subió un 20 %; que el aumento de las remesas son un referente de futuras necesidades pues mucha gente las utiliza para hacer mejoras en sus casas; el gobierno ha anunciado importantes proyectos y que CASALCO habla de unos $1,200 millones proyectados para inversión en centros comerciales, edificios multinivel, viviendas residenciales y de índole social.

"En todos los sectores hemos visto ánimos de inversión. Así como el proyecto Bypass de La Libertad en el que participamos en la licitación y la ganamos, se hizo 100 % con concreto Holcim, hay varios que se están negociando por lo que nuestras plantas móviles están listas para llegar a la zona donde se requiera", refirió Gallardo.

Grupo Lafarge Holcim es líder mundial en materiales de construcción, la cementera más grande del mundo con su corporativo radicado en Suiza, presencia en 70 países y 70 mil empleados.

La principal inversión de $11.6 millones se realizará en la Planta Maya que tendrá una capacidad de producción de 450 mil toneladas, entre 10 y 20 % más de la capacidad original. Gallardo explica que además contará con equipo de alta tecnología, con el fin de ser más eficiente en el consumo de energía y producción, contará con automatización de cuarta generación de internet y un monitoreo continuo de la producción de clinker y de cemento.

Durante las obras, que se espera estén listas a final del año, se contratarán 200 empleados, y generarán entre 150 y 300 empleos indirectos. Una vez operando estiman contratar 30 personas más. "Estamos contratando personal de la zona de Metapán, desde soldadores, mecánicos, electricistas, químicos, va a beneficiar a muchas ramas de la economía local porque habrá picos de hasta 300 personas que necesitarán dónde hospedarse, alimentación y entretenimiento".

El representante de Holcim explicó además que otras mejoras importantes se realizarán en la Planta El Ronco, a cinco kilómetros de Planta Maya. Esta cuenta con un centro de operaciones (COP) que hoy en día monitorea y gestiona las plantas de cemento en Nicaragua y en Costa Rica. En diferentes pantallas se monitorea cómo van operando los molinos, los hornos, todos los motores, y se verifican continuamente las emisiones de azufre, nitrógeno y CO2.

Todo este trabajo es monitoreado en línea desde Suiza porque utilizan los mismos estándares en los 70 países donde Holcim está presente.

Se realizarán en El Ronco ampliaciones en la capacidad de su planta de coprocesamiento Geocycle. "Allí recolectamos desechos de la industria textilera y utilizamos la basura de los municipios que tiene valor calorífico, las trituramos y las metemos a los hornos en vez de utilizar combustibles tradicionales como petróleo. Con eso le damos una mano al planeta", explica Gallardo.

Añadió que además la empresa está invirtiendo en el negocio del concreto premezclado, este año van a completar 11 plantas a nivel nacional, están instalando las últimas tres.

El proceso de fabricación del cemento implica muchos actores y procesos de gran precisión. En el caso de Planta Maya se trata de una cantera ya existente desde donde se extrae la piedra caliza y se proceso hasta formar rocas que se envían a la planta y se introducen en molinos enormes: se muele y resulta harina de crudo, un polvo.

Este resultado se lleva a un horno a 1,600 grados centígrados, convirtiéndose como en una especie de lava y cuando se enfría se forman bolas pequeñas que nuevamente van a un molino con otros aditivos. Allí resulta el cemento.

Otra parte de la inversión se ha enfocado en los nuevos camiones de concreto que son diseñados a la medida y con la última tecnología, son más grandes y permiten mayor eficiencia.

Estos camiones controlan la temperatura y revoluciones del concreto, para llevarlo no solo fresco sino con el revenimiento exacto (textura y características exigidos según la obra). Estos camiones ya no cuentan con escaleras pues ahora todos los controles son automatizados, y así se evita cualquier accidente.

"Tienen GPS que mide las rutas, velocidad y fuerza G, es decir qué tan fuerte frena, qué tan rápido acelera, esto por la seguridad de nuestros empleados y de la vía pública", añadió.

Planta Maya será una instalación de alta tecnología, automatizada, con centro de operaciones centralizado que implica una necesidad de personal especializado para operarla.

"Estamos invirtiendo mucho en nuestra gente para capacitarla y formarla. Ni en El Salvador ni en la mayoría de países del mundo hay carrera de ingeniería especializada en cemento o en clinker. Nosotros invertimos en programas de capacitación para jóvenes que salen graduados y los vamos formando para que conozcan el proceso de producción desde la cantera donde extraemos la piedra caliza para la producción, del clinker hasta el despacho donde envasamos y sacamos el cemento a granel o en la producción de cemento pre mezclado", destacó el ejecutivo.

La pandemia permitió una alta tasa de capacitaciones en 2020. Holcim El Salvador cuenta actualmente con 500 empleados, con edad promedio de 40 años, y para la reapertura de la Planta Maya contratará nuevo personal técnico con conocimiento en mecatrónica, electricidad, mecánica general, automotriz y licenciados en química.

Los empleados reciben un 10 % de capacitación presencial (ahora virtual), 20 % entrenamiento en el campo con personal calificado y 70 % práctica directa en sus funciones.

Lee también

Comentarios

X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines