Economía

Gobierno salvadoreño busca el control de Reservas de Liquidez

El gobierno de Nayib Bukele pidió reformar la ley del presupuesto 2021, para volver a tener la potestad de decidir sobre porcentajes de reserva de liquidez que los bancos deben tener, los cuales salen de los ahorros de los salvadoreños.

Riesgos. El GOES pidió a la Asamblea oficialista que la decisión sobre el porcentaje de reserva de liquidez vuelva a ser competencia del Ejecutivo.

Riesgos. El GOES pidió a la Asamblea oficialista que la decisión sobre el porcentaje de reserva de liquidez vuelva a ser competencia del Ejecutivo.

El gobierno de Nayib Bukele pidió a la Asamblea Legislativa quitar el control que la anterior legislatura estableció para decidir el porcentaje de la reserva de liquidez que deben tener los bancos del sistema financiero del país.

La Asamblea oficialista recibió ayer una pieza de correspondencia de parte del Ejecutivo, en la que Bukele pide que sea derogado el artículo 18 de la Ley del Presupuesto 2021, el cual reza que "la reserva de liquidez que establezca la Superintendencia del Sistema Financiero conforme a lo regulado en el artículo 44 de la Ley de Bancos deberá ser autorizado por la Asamblea Legislativa". Hasta la hora de cierre de esta nota, la misma estaba en discusión en la comisión de hacienda.

La reserva de liquidez es un "colchón" que los bancos depositan en el Banco Central de Reserva y que sale de los mismos ahorros de los depositantes. En 2020, en El Salvador esta reserva se redujo del 20 % al 9 % de los ahorros de los bancos, debido a la emergencia por covid-19.

Los economistas suelen explicarlo de una manera sencilla: si un banco recibe un depósito de $100, debe guardar y enviar $9 al BCR. Los $91 que le quedan los puede usar para sus otras operaciones, como el otorgamiento de préstamos, que es donde suelen obtener ganancias. Los otros $9 son su reserva de liquidez.

Reducir dicha reserva permite que circule más dinero en la economía nacional. Esto, de acuerdo con Rafael Lemus, economista, puede beneficiar a los bancos porque les permite invertir esa mayor cantidad de dinero en "créditos diversos destinos, inversiones en títulos valores u operaciones con grupos relacionados en el exterior (casa matriz bancaria)".

Sin embargo, así como posibles beneficios también tiene sus riesgos. Y esos fueron los que salieron a relucir en la reducción del porcentaje de reserva que el GOES aplicó el año pasado.

"El año pasado el gobierno definió bajar el porcentaje de reservas requeridas de cerca del 20 % al 9 % de los depósitos, y mucha de esta liberación de reservas fue absorbida por el mismo gobierno a través de deuda de corto plazo que le compraron los mismos bancos", indicó la economista Tatiana Marroquín.

Entiéndase: los beneficios que podría recibir la economía de ver mayor circulación de dinero fueron frenados porque el GOES absorbió ese 11 % que liberó de la reserva de liquidez bancaria. Y lo usó para pagar parte de sus deudas.

Además, reducir el porcentaje de la reserva pone en riesgo a los bancos ante una eventual necesidad de los salvadoreños de retirar sus ahorros completos. "A mayor porcentaje de reservas de liquidez se dispone de mayor cobertura para retiros de depósitos no previstos", explicó Lemus.

Controles

Producto de eso, la anterior legislatura incluyó en la Ley del Presupuesto 2021 un artículo para que si esa reserva debía modificarse, fuera con autorización del órgano legislativo.

En diciembre del año pasado, el GOES prorrogó durante seis meses el porcentaje de la reserva y lo mantuvo en 9 %. Empero, dicha prórroga vence este mes. Si acaso pensara reducir la reserva aún más, necesita que lo aprueba la Asamblea.

Saltarse ese paso es lo que solicitó el gobierno de Bukele. Esto, para legisladores de oposición, representa un riesgo, dado el manejo que el oficialismo ha hecho de las finanzas públicas.

"Teniendo en cuenta la condición en la que estamos como país, con los niveles de endeudamiento alarmantes, los riesgos de que en algún momento sean imposible pagarlo o solventarlo sería una pérdida directa de estos ahorros", apuntó Anabel Belloso (FMLN).

"Me parece sumamente preocupante porque atenta contra los ahorros de los trabajadores", indicó, por su parte, Johnny Wright Sol (Nuestro Tiempo).

Asimismo, en el tema, Pedro Argumedo, investigador del Departamento de Estudios Económicos de la Fundación Salvadoreña para el Desarrollo Económico y Social (FUSADES), expresó preocupación por la "enorme cantidad" de títulos valores en manos de la banca local.

Según Argumedo, usar esa disponibilidad de fondos en adquirir la deuda del GOES puede ser perjudicial para la recuperación económica del país. "Debiera disminuir para que estos recursos se conviertan en fondos disponibles que ayuden a financiar la recuperación económica".

Lee también

Comentarios

X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines