Actualidad

Partido oficialista acusa a Nasralla de querer robarse las elecciones de 2017

Partido oficialista acusa a Nasralla de querer robarse las elecciones de 2017

Partido oficialista acusa a Nasralla de querer robarse las elecciones de 2017

El gobernante Partido Nacional de Honduras acusó hoy al excandidato presidencial de la Alianza de Oposición contra la Dictadura, Salvador Nasralla, y a su coordinador general, Manuel Zelaya, de haber querido "robarse las elecciones" generales del 26 de noviembre de 2017. En un comunicado, el Partido Nacional señaló que "en la etapa postelectoral vimos a Nasralla y Zelaya usando estrategias basadas en el cinismo y una práctica antigua y siniestra" y que "su método es la de acusar a otros de lo que ellos mismos son culpables". "En este caso los que realmente quisieron robarse las elecciones, al verse perdidos, inmediatamente empezaron a acusar a los legítimos ganadores de lo que ellos mismos habían tratado de hacer: robarse las elecciones", subraya la declaración. Además, señala que "grupos extremistas de la oposición encabezados por Salvador Nasralla y Manuel Zelaya" han venido "generando actos de violencia apoyados por mareros (pandilleros), crimen, narcotráfico y los agentes extremistas internacionales". Pese a eso, indicó el Partido Nacional, "nunca perdimos la esperanza que los desacuerdos políticos podían ser dirimidos en una mesa de diálogo donde los intereses del país se sobrepongan ante cualquier interés político y/o personal". "Después de las elecciones nuestro enfoque principal como Partido Nacional de Honduras ha sido la consolidación de una ruta de paz que permita que avancemos juntos como país hacia adelante", indicó el oficialismo. Nasralla y el expresidente hondureño Manuel Zelaya no reconocen a Juan Orlando Hernández como presidente reelegido en los comicios de noviembre y acusan al Tribunal Supremo Electoral (TSE) de haber fraguado un fraude para que el gobernante continuará en el poder. Tres días después de las elecciones, Nasralla, quien asegura que él ganó las elecciones, llamó a sus seguidores a rechazar el fraude en las calles y después indicó que hay que ir a la "desobediencia civil" hasta que Hernández "se vaya del poder". Desde entonces se han venido produciendo manifestaciones en todo el país, muchas de ellas violentas y con vandalismo que han dejado una treintena de muertos y pérdidas millonarias por daños a la propiedad privada y pública. Según el Partido Nacional, Nasralla y Zelaya "siempre promovieron falsas acusaciones de fraude, repitiendo mentiras y generando odio como un intento premeditado para aislar a Honduras de la comunidad internacional". Pero ante eso, "hemos preferido dejar que los hechos hablen por sí mismos, basados en la confianza y certeza que la comunidad internacional -como lo ha hecho- reconocería que los ciudadanos de Honduras eligieron a sus autoridades presidencial, legislativas y municipales de forma legítima y democrática", agrega el comunicado. Destaca además que el mundo ha reconocido las elecciones y que todos los países con los que Honduras tiene relaciones y entes multilaterales como la Organización de Estados Americanos (OEA) y la Organización de las Naciones Unidas (ONU), han manifestado su deseo de trabajar con las autoridades del nuevo Gobierno. El Partido Nacional asegura que ganó las elecciones "a pesar de las estrategias radicales en contra" y que desde que ganaron tomaron "la decisión de buscar consenso en lugar de conflicto" y se decidieron "por el camino del diálogo para poder avanzar como país". También acusó a Nasralla y Zelaya de que al rechazar el diálogo al que ha invitado el Gobierno, "dejan desenmascarado sus verdaderas intenciones que son las mismas de siempre, el caos, la ingobernabilidad, la desestabilización, la violencia".

Lee también

Comentarios