Economía

Pemex aumenta pérdidas por el deterioro de activos, pese a mejoras operativas

Pemex aumenta pérdidas por el deterioro de activos, pese a mejoras operativas

Pemex aumenta pérdidas por el deterioro de activos, pese a mejoras operativas

Petróleos Méxicanos (Pemex) incrementó sus pérdidas netas en 2017 en un 74,4 % interanual, un dato muy negativo atribuible en buena parte al deterioro de activos, pues la firma aumentó ingresos, cumplió con la meta de producción y mantuvo la deuda estable. Al presentar su informe financiero, la petrolera estatal reflejó una pérdida neta de 16.847 millones de dólares en 2017, lo que representó un aumento del 74,4 % frente al resultado negativo de 9.663 millones de dólares en 2016. Este resultado se debe en gran medida al concepto de "deterioro de los activos fijos", equivalente a 156.000 millones de pesos (8.410 millones de dólares) en 2017, que contrasta con la reversa en el deterioro de activos de 331.300 millones de pesos (unos 17.860 millones de dólares). "En 2017 no hubo reversa de un deterioro de activos como observamos en 2016, por lo que la comparación de los estados financieros muestra diferencias significativas, especialmente en utilidad bruta y neta", apuntó en una conferencia telefónica con inversionistas el subdirector de Tesorería de Pemex, Roberto Cejudo. Según explicó, el registro de deterioro de activos se hace acorde a normas internacionales y metodología petrolera, evaluando variables como mantenimiento, volumen producido, capacidad de producción, referencias internacionales de precios o reservas. Esta partida no genera "flujo de efectivos y es estrictamente contable", puntualizó. El deterioro de activos influye en el costo de ventas, que creció un 116 % año contra año, aunque sin este factor el alza en costo de ventas sería del 15 %, atribuido a más importaciones. En su reporte financiero, Pemex también atribuyó estas pérdidas a un incremento de impuestos y derechos y del costo financiero, por el tipo de cambio peso-dólar. No obstante, Cejudo destacó que, a nivel operativo, Pemex logró estabilidad y cumplió la meta financiera, con un déficit de 94.000 millones de pesos (5.067 millones de dólares). Positivamente, la petrolera señaló que los ingresos ascendieron a 71.001 millones de dólares, un 30,1 % más que en 2016. Los ingresos en ventas nacionales crecieron un 30,9 %, hasta situarse en 44.341 millones de dólares, y de un 28,7 % en las exportaciones, hasta ubicarse en los 25.701 millones de dólares. El alza en las ventas se debió en mayor parte a una recuperación de los precios de los hidrocarburos con "volúmenes razonablemente estables". Las exportaciones se vieron favorecidas por un mayor precio de la mezcla mexicana, de 35,6 dólares el barril a finales del 2016 a 46,7 dólares al cierre del 2017. El director de Recursos, Reservas y Asociaciones de Exploración y Producción, Gustavo Hernández, celebró que por segundo año consecutivo Pemex alcanzó la meta de producción anual de crudo, con 1,95 millones de barriles diarios para 2017. Si bien se llegó al objetivo, ello implica una caída del 9,5 % frente al año anterior, cuando se lograron 2,15 millones de barriles por día. Hernández atribuyó la caída a la "declinación natural de los yacimientos" y al incremento de flujos de agua en importantes campos, y recordó que este año fue complicado por fenómenos como ciclones y terremotos. Los datos negativos de Pemex se concentraron en el cuarto trimestre del año, con pérdidas de 17.083 millones de dólares, un 584 % más interanual, que se atribuyen al deterioro de activos. De hecho, Pemex encadenó tres trimestres con ganancias desde finales de 2016 hasta mediados de 2017, y es por ello que la firma mostró hoy optimismo. Cejudo habló de "grandes desafíos", pero no dudó en que este será un "año de estabilización" para la compañía, que en 2016 anunció un recorte del presupuesto de 100.000 millones de pesos (5.390 millones de dólares). Resaltó la consecución de la meta financiera. La deuda financiera total se incrementó un 2,8 % comparada con el mismo periodo del año anterior y al 31 de diciembre de 2017 se ubicó en 103.000 millones de dólares. Aprovechando la reforma energética, que abrió el sector a la iniciativa privada, Pemex estableció durante 2017 varias alianzas con firmas privadas y también participó en rondas petroleras, ganando concursos para explotar varios campos. En noviembre se anunció el descubrimiento del mayor yacimiento de petróleo y gas en campos terrestres en 15 años, con un volumen de más de 1.500 millones de barriles de petróleo crudo equivalente (bpce). Para 2018, la inversión estimada de la empresa es de 11.100 millones de dólares.

Lee también

Comentarios