Tendencias

La industria de reuniones pesa el 22 % en todo el turismo de Colombia

En 2018 este renglón movilizó más de $ 7.2 billones, y promovió 4 millones de habitaciones de hotel.

Este es el centro de convenciones Ágora Bogotá, que cuenta con una capacidad máxima de 4.000 personas.  Foto: Cortesía Cámara de Comercio de Bogotá.

Este es el centro de convenciones Ágora Bogotá, que cuenta con una capacidad máxima de 4.000 personas. Foto: Cortesía Cámara de Comercio de Bogotá.

La industria de las convenciones y reuniones se está convirtiendo en un aliado clave para jalonar el turismo en Colombia. Tanto así que el 22,8 por ciento de todos los ingresos que generó ese sector en 2018 provinieron de los eventos.

Eso reveló un estudio de ProColombia y la firma mexicana STA Consultores, que encontró que este segmento le generó al país unos ingresos de 2.451 millones de dólares el año pasado–unos 7,2 billones de pesos con base en el promedio del dólar en 2018–, que a su vez representan el 0,45 por ciento del producto interno bruto (PIB).

El desarrollo económico, el proceso de paz y algunos esfuerzos de promoción internacional son algunos de los motivos, según el informe, que han hecho que el país se esté posicionando como un líder regional en ese tipo de turismo. 

De hecho, la International Congress and Convention Association (Icca) ubicó a Colombia en su escalafón anual en la casilla número 29 entre 165 países que más han realizado eventos de talla internacional, por encima de Rusia, Nueva Zelanda, Chile o Sudáfrica, entre otros.

Teniendo en cuenta ese potencial, el Ministerio de Comercio, Industria y Turismo lanzó en mayo una estrategia para que en 2027 Colombia sea el segundo país que más atraiga ese tipo de eventos en Latinoamérica.

Flavia Santoro Trujillo, presidenta de ProColombia, agregó que ese tipo de turismo es clave, pues es uno de los que más generan ingresos. “Al ser de alto gasto, la industria de reuniones es un segmento al que le apuntamos desde el gobierno”, indicó.

El interés en ese tipo de turismo también se explica en que genera recursos millonarios para otros segmentos, además del turístico.

Por ejemplo, solo en alimentos y bebidas el gasto fue de 157,4 millones de dólares; por cuotas de registro, unos 155, 9 millones de dólares y por transportes desde y hacia los destinos, unos 238,7 millones de dólares. 

El estudio agrega que en 2018 se llevaron a cabo en el país 67.951 eventos, que contaron con 5,2 millones de asistentes (nacionales e internacionales), por lo que se reservaron casi cuatro millones de habitaciones de hotel al año.

“Hay grandes avances en la materia, ya que a la fecha, ProColombia ayudó a captar 265 de los 450 eventos internacionales trazados como meta para este año. Es decir que ya logramos el 58 por ciento del objetivo”, dijo.

Con la creación de Ágora, hoteles sin clasificación empiezan a cambiar las fachadas para modernizarse y volverse más competitivos

Las ciudades principales como Bogotá, Medellín, Cali y Cartagena se llevan el protagonismo en ese tipo de turismo, debido a que se han encargado de crear una infraestructura apta para eventos en los últimos años. Precisamente, el informe señala que Cundinamarca y Bogotá reciben el 55 por ciento de los visitantes, seguidos de Antioquia con el 17, 7 por ciento, Valle del Cauca con el 11,9 por ciento y Bolívar con el 8 por ciento. 

Un ejemplo de lo que están haciendo las ciudades principales para fomentar el turismo de reuniones es la construcción de grandes centros de convenciones, como se hizo en su momento con Ágora, en Bogotá, y que ya ha empezado a tener un impacto positivo en la ciudad. “Con la creación de Ágora, hoteles sin clasificación empiezan a cambiar las fachadas para modernizarse y volverse más competitivos”, resaltaron los consultores del informe. 

Mario Soto Buitrago, presidente de la cadena 3C Hotels y exmiembro de la junta directiva de la Asociación Hotelera y Turística de Colombia (Cotelco), manifestó que, para el caso de Bogotá, la tasa de ocupación en los hoteles ha aumentado en los últimos años, y gran parte de eso tiene que ver con la consolidación de la capital del país como centro de reuniones. 

Por eso, calcula que en 2021 la capital tendría una ocupación promedio superior al 61 por ciento.

En eso coincide Gustavo Toro, presidente de Cotelco, quien en días pasados afirmó que la hotelería del país ha repuntado en los últimos dos meses, gracias al segmento corporativo y a la llegada de turistas extranjeros. 

Para Paula Cortés, presidenta de la Asociación Colombiana de Agencias de Viajes y Turismo (Anato), las agencias son un importante aliado para el desarrollo de este producto. “Cada vez son más las que se especializan o incluyen dentro de su oferta planes relacionados con este segmento, pues de acuerdo con la más reciente encuesta de temporada, la categoría eventos y negocios se ubica en la séptima posición entre los productos más vendidos por ellas”, explicó. 

Además de promover el turismo en el país, la industria de reuniones también asegura la llegada de visitantes en un futuro. De acuerdo con Soto, “se han hecho numerosos estudios, incluyendo unos de la Organización Mundial del Turismo y Cotelco, en los que se ha encontrado que el 30 por ciento de los huéspedes que llegan por eventos regresan al país con motivo de sus vacaciones”.

Puntos por mejorar

Si bien el país ha tomado ventaja frente a otros de la región en esa industria, los consultores destacaron que es urgente que haya una mejora en la movilidad y conectividad de algunas ciudades, pues el tráfico y el estado de las vías pueden afectar la competitividad de los centros de convenciones. 

Asimismo, resaltaron el capital humano que tiene Colombia, pero llamaron la atención para que los trabajadores de ese medio estén mejor capacitados y tengan más conocimientos de un segundo lenguaje. “El país tiene todo el potencial para ser un protagonista en ese segmento, pero no podemos bajar la guardia”, concluyó Soto.

Un poco más de la mitad de los eventos que se hacen en el país son hechos en Cundinamarca y Bogotá. Foto: iStock

Costo por evento, gran ventaja frente a otros países

Los menores precios de Colombia frente a otros países de la región a la hora de hacer una reunión, bien sean congresos, ferias, encuentros de negocios, seminarios o programas de incentivos, han llevado a que las entidades que promocionan al país como destino de inversión estén haciendo una cruzada a nivel mundial para atraer más eventos.

Según el estudio ‘Contribución económica de la industria de reuniones en Colombia’, el costo promedio de hacer un evento en el país se ubica en 36.078 dólares (unos 124 millones de pesos), cifra que resulta baja si se compara con algunos países de la región, o con Estado Unidos.

Este monto es un 33 por ciento más bajo que lo que cuesta realizar una reunión en Guatemala, donde el valor por evento llega a 53.676 dólares según las cifras más recientes de ese país, correspondientes al informe de 2017, e incluso es un 60 por ciento más económico que en México, país en el que el costo por encuentro se acerca a los 93.000 dólares (unos 320 millones de pesos a la fecha).

Frente a Estados Unidos, el costo por evento también es mucho menor, ya que en dicho país realizar una reunión cuesta en promedio unos 526 millones de pesos colombianos.

Mucho espacio por ocupar

De acuerdo con Gilberto Salcedo, vicepresidente de Turismo de ProColombia, la entidad que promociona al país en el exterior y la inversión foránea en Colombia, el estudio pone de presente las oportunidades que hay alrededor de la industria de las reuniones, pues entre los países analizados por la investigación, con sus casi 68.000 reuniones por año solo supera a Guatemala, país que lleva a cabo unos 20.000 eventos por año. Entre tanto, en Estados Unidos se hacen más de 1,9 millones de encuentros cada año, en México se realizan unos 266.000 y en Canadá la cifra llega a los 585.000 eventos.

Además, el gasto que se hace en los diferentes tipos de reuniones en dichos lugares pone de presente el potencial que tiene el país, ya que en Colombia dicha suma al año llegó a 2.451 millones de dólares, un valor bastante inferior a los 280.400 millones de dólares que mueve la industria en Estados Unidos o los 24.700 millones de dólares que genera en México.

Dicho potencial también es una oportunidad para generar puestos de trabajo, porque mientras en el país la actividad turística de eventos y reuniones emplea a unas 218.000 personas al año, países como México precisan la contratación de 891.000 personas, y en Estados Unidos la cifra llega a los 5,9 millones de personas.

Los pasajeros por avión van creciendo un 9,7 %

Tanto la industria de eventos como el resto de la actividad turística son factores que dinamizan la movilización pasajeros, aspecto en el que Colombia registró un crecimiento del 9,74 por ciento en el primer semestre, en comparación con el mismo período del 2018.

Así lo muestran las cifras más recientes publicadas por la Aeronáutica Civil, según las cuales entre enero y junio las aerolíneas transportaron un total de 19,5 millones de pasajeros, para un aumento de 1,7 millones de viajeros.

Mientras el número de pasajeros nacionales llegó a 12,5 millones y subió un 11,5 por ciento anual, entre enero y junio se transportaron 6,98 millones de viajeros en rutas internacionales, con un avance del 6,7 por ciento anual.

Lee también

Comentarios

X

Suscríbete a nuestros boletines y actualiza tus preferencias

Mensaje de response para boletines